Carabineros capacitó al SAMU en seguridad operacional de helicóptero

La iniciativa apunta a la seguridad al momento del embarque y desembarque de personal y pacientes, permitiendo prevenir la ocurrencia de accidentes y optimizar los tiempos de respuesta cuando los minutos cuentan.

Una capacitación teórico-práctica sobre seguridad operacional impartió Carabineros a través de la Sección Aérea, la cual estuvo dirigida al personal del SAMU en la ciudad de Coyhaique, con la finalidad de garantizar la seguridad de los profesionales de la salud, evitando la ocurrencia graves accidentes al momento de embarque y desembarque de personas y pacientes cuando la aeronave se encuentra en funcionamiento.

El general José Riquelme Herrera, jefe de la XI Zona de Carabineros Aysén indicó que el trabajo de la emergencia requiere de un esfuerzo conjunto e integrado por parte de las instituciones de conforman el ABC, añadiendo que es fundamental que los profesionales del SAMU puedan conocer las capacidades que posee la Institución, siendo una de estas el helicóptero, medio aéreo de gran apoyo para salvar vidas humanas considerando las distancias y geografía de la región.

“El helicóptero permite acortar esa distancia en tiempo y, con eso podemos salvar una vida. El enfoque de esta capacitación, tiene que ver con cuidar a los que cuidan. Estar trabajando alrededor de una aeronave es complejo y delicado, siendo una preocupación permanente para el piloto, por lo tanto, la tranquilidad para quien guía la aeronave, es que las personas que están operando alrededor entienden en sentido de esto, evitando arriesgarse y poner en peligro su propia vida”, indicó. 

Apoyo aéreo en la emergencia

El Capitán Mario Esperidión, Jefe de la Sección Aérea de Carabineros, señaló que el desarrollo de tal actividad es parte de la relación de reciprocidad que la Institución mantiene con este equipo de profesionales, quienes a diario –cuando los minutos cuentan- desarrollan una labor fundamental orientada a salvar la vida de las personas.

De manera recurrente, Carabineros a través de la aeronave institucional –en virtud de los requerimientos y la urgencia de los mismos- se traslada a diversos puntos de la región con la finalidad de apoyar el traslado de pacientes hasta un centro de mayor complejidad, permitiendo una oportuna atención médica.

“Esto está orientado a mantener los estándares de seguridad en las operaciones que realizamos junto al SAMU. Estamos trabajando para una protocolización más formal respecto de los traslados aeromédicos que realizamos como parte de nuestra misión de solidaridad social y también en el apoyo a la integración nacional de los habitantes de la región”, expresó.

Razones de seguridad

Asimismo, el Oficial añadió que el helicóptero –según su configuración- posee la capacidad para transportar hasta tres reanimadores o paramédicos junto a una camilla en la que sea trasladado un paciente.

“Trabajamos en lo que respecta a traslados primarios que corresponden a accidentes de tránsito, personas lesionadas o que presenten alguna enfermedad, quienes muchas veces deben ser sacadas desde lugares de difícil acceso”, expresó el Capitán Esperidión.

En tal sentido –dijo el Jefe de la Sección Aérea- se otorgó una capacitación dirigida desde los médicos hasta los conductores de las ambulancias.

“La idea es que conozcan cuáles son las zonas seguras del helicóptero, a qué áreas se pueden acercar, a cuáles no y que sientan ellos también la incomodidad, el ruido y el flujo de aire que generan el rotor del helicóptero y cuáles son las medidas que en general se deben adoptar para que las operaciones –en las que no hay mucho tiempo de planificar- permitan brindar un servicio mucho más seguro y eficiente a la ciudadanía”, detalló.

Mejores tiempos de respuesta

Por su parte Lorena Velasco, Jefa del Samu de la región de Aysén y coordinadora de la red de urgencia, valoró la entrega de conocimientos expresando que se trata de una instancia de sumo interés para el personal del SAMU, dado que un trabajo coordinado y de capacitación continua se traduce en una mejora la seguridad del vuelo tanto para la tripulación como para los pacientes.

“Las técnicas que pudimos presenciar y que nos otorgó la capacitación por parte de los pilotos de la Sección Aérea, dan cuenta que el 80% de la seguridad depende de estas técnicas”, indicó.

Asimismo la profesional añadió que “la capacitación permitirá mejorar los tiempos de respuesta y de poder evacuar los pacientes desde aquellos lugares en que la aeronave no pueda acceder, permitiendo hacerlo a través de medios terrestres en tiempos más prolongados, como son los traslados primarios en accidentes de múltiples víctimas, lugares remotos en pacientes específicamente con riesgo vital”, acotó.

Actualmente, la Sección Aérea no sólo cumple resguardos de la frontera o integración a través de las misiones del helicóptero de dotación de la XI Zona de Carabineros Aysén, cuya tripulación tiene la oportunidad -en casos de urgencia- de concretar vuelos aeromédicos en favor de todos quienes por diversas razones no pueden acceder a una atención proporcional a su gravedad, sea por condiciones de aislamiento, por razones de tipo climático o bien porque sus tiempos de desplazamientos no son apropiados al cuadro clínico en evolución. Asimismo esta Unidad Operativa, realiza el traslado de ayuda en situaciones de catástrofe, aportando en forma permanente al bien común y a la integración de nuestro país.

Related posts