CUIDADO CON LAS ESTAFAS Y BILLETES FALSOS

Subprefecto Cristian Maldonado Mansilla, Jefe Brigada Investigadora de Delitos Económicos Coyhaique.

Hemos visto con preocupación el incremento de las denuncias por delitos de estafa y otros, asociados al engaño como vehículo del lucro en el contexto de transacciones comerciales que benefician a personas externas a la región de Aysén. Creemos necesario poner atención en las modalidades de engaño, que incluyen compras en plataformas virtuales o contactos telefónicos que inescrupulosos usan para beneficiarse, deteriorando la confianza. He aquí algunos: persona que oferta algún producto (puede ser un repuesto automotriz, teléfono celular, una consola de juego, ropa, etc.) en plataformas comerciales o Facebook, suele recibir un llamado de un incauto interesado a quien se le pide transferir el valor del producto a una cuenta distinta del vendedor. Hecho esto, le promete que el producto será enviado a la región a través de empresas de transporte y entrega, ya que generalmente son de la zona norte o central del país. Luego, la mercadería nunca llega, el vendedor corta todo tipo de contacto con el comprador.

Otra modalidad es: llamado telefónico en que el interlocutor manifiesta que el receptor se ganó un premio en un concurso, ya sea de una cadena de supermercados, farmacias, u otra entidad de renombre y que otorga credibilidad, le dicen que no corte, le entregan un código, supuestamente, y le manifiestan que debe depositar una suma de dinero determinada en una Cuenta Rut a través de una caja vecina, para hacer efectivo el cobro del premio. Hecha la transferencia, el facineroso corta todo tipo de enlace con su víctima. Utilizando este mismo medio de comunicación, una persona suele suplantar a un familiar, amigo o, conocido del receptor, no indica nombre ni nada, los datos se los proporciona el propio afectado, luego expone que ha quedado en panne mecánica de viaje hacia Coyhaique y que necesita pagar la grúa o seguro para la misma y le entrega los datos de una cuenta bancaria de un tercero, para hacer la transferencia de dinero, que puede ser del propietario de la supuesta grúa o el agente de la aseguradora. Hecha la transferencia, la víctima ha llamado a su familiar y este no ha tenido ningún problema. Puede también suplantar a un funcionario empleado de una empresa o un jefe de la empresa donde labora el afectado. Estos son algunos ejemplos de estafas.

En este contexto, también sugerimos revisar las medidas de seguridad de los billetes de alta denominación que recibe, ya que se ha detectado en la ciudad circulante falso. Aquí tenemos medidas a considerar: a la vista, sellos de agua, banda 3-D, hilo de seguridad, ventana en los billetes de cinco, dos y mil pesos las cuales aparecen al levantar a contraluz los billetes; al tacto, en los relieves diseñados en las palabras de BANCO CENTRAL DE CHILE, el valor de billete expresado en números en los bordes, y la figura del prócer que representa el billete todos los cuales están en sobre relieve y también a través de la utilización de aparatos como luz ultravioleta o lupa, podemos detectar las señales de seguridad, entre ellos el micro texto en la trama de los documentos.

Queremos que la comunidad acceda a estas tipologías con la finalidad de evitar ser víctima de estafas.

Related posts

Leave a Comment