Mundo político, mundo público

Si hay dos elementos fundamentales para obtener éxito en la vida política: seriedad y honestidad; eso sí, de la mano de las gestiones que se deseen impulsar sobre todo en una región tan alejada como la nuestra. En épocas de elecciones y campañas, siempre se desea que todos quienes pelean voto a voto su elección como representantes de la región, estén a la altura de lo que el pueblo merece, sobre todo si siempre se está esperando continuar con el camino al serio desarrollo. La honestidad por su lado, es esperar que exista exigencia también en la imagen pública, en las maneras de expresión, decisiones, relaciones con la gente, etc. lo mismo que se espera cumplan sin lenguajes engañosos de cara a la comunidad que los respaldó con su confianza y también a la que decidió mirar hacia otro lado, pero que igualmente es parte de este territorio.

De un tiempo a esta parte, no solo los medios de comunicación, sino las mismas autoridades, en este caso parlamentarios, han sido honestos respecto de la percepción que deja el conjunto político representativo –desde hace algunos periodos-  en ambas cámaras, donde principalmente la palabra ego aparece como el común denominador. Lo que desea la gente ciertamente es que no se repita la historia una y otra vez, y que las promesas de unión por la región y sin preponderar el color político sí logren tomar buena forma, despojándose de los intereses personales, además. Esperamos continuas intervenciones de nuestros parlamentarios por la defensa de la realidad aysenina que por ejemplo ahora pide a gritos la intervención de sus cinco autoridades representativas para dar a conocer a la mirada centralista cómo es que se vive en esta apartada Patagonia y cómo, por ejemplo, la economía necesita de un gran salvavidas. Asimismo, se esperan más proyectos y lucha por defensa de los intereses regionales, que resuelvan problemas atingentes y con pertinencia a la Patagonia y su característica de zona extrema, porque para proyectos pensados en el centro y norte del país, ya hay más parlamentarios.

Related posts