Libertad de prensa

Ayer 3 de mayo se celebró el Día Internacional de la Libertad de Prensa, fecha instaurada desde 1993 por las Naciones Unidas. Los medios de comunicación y los hombres y mujeres de prensa, llevamos sobre nuestro trabajo, el peso y la responsabilidad constante de contribuir a la democracia y a mantener a la sociedad totalmente informada, ¿para qué? para que usted como lector, tenga en su mesa distintos temas, ante los cuales formarse una opinión objetiva, la que posteriormente podrá tomar vida en la sociedad para lograr las buenas decisiones, camino al progreso. Los periodistas cumplen a diario este rol, el cual exige de profesionalismo para trabajar con objetividad, pero a la vez con libertad, porque solo así se podrá llegar a fondo con los temas que ameritan investigación, trabajo que debe desempeñarse sin hostigamiento, acoso, e incluso amenazas de muerte, como tristemente observamos, ocurre en países donde hasta se ha secuestrado y asesinado a periodistas por cumplir con la ciudadanía. La libertad de prensa es uno de los núcleos que mantiene con energía al ejercicio periodístico y si se ve amedrentada, todo funcionará mal, pues de esta forma los medios solo informarán sin cuestionar, sin fiscalizar, sin responderle a la comunidad las preguntas que desearían hacer a los protagonistas de los hechos noticiosos. Lamentablemente, ahora los medios de comunicación tienen a unos aliados pero que a la vez se comportan como enemigos, las redes sociales, las que permiten a la información viajar mucho más rápido hacia las personas, pero batallando siempre con los famosos “fake news”, es por ello que el llamado es a informarse a través de medios serios; a exigir de la misma forma esa objetividad y a estar alertas para que en nuestro país se mantenga la libertad de prensa como hasta ahora, porque cuando un medio es callado como sí ocurre en distintas partes del mundo, se calla a la voz de la gente, porque no debemos olvidar que los medios de comunicación son un puente importante, y si este se rompe, se verá resquebrajada la democracia.

Related posts